El verdadero origen del iPhone

Una empresa brasileña lanzó el primer modelo antes que Apple

El verdadero origen del iPhone
En el año 2000, Gradiente, una empresa brasileña de electrónica registra la marca iPhone, pero en el año 2006 Apple intenta registrar también su marca, con el mismo nombre. En ese momento comienza una disputa que dura hasta nuestros días. El Instituto Nacional de Propiedad Industrial de Brasil determinó en el año 2008 que Apple podría utilizar el nombre de iPhone para todos sus productos, sin embargo, Gradiente solo para su 'Gradiente iphone'. El juicio aun no tiene fecha.

Los iPhone tienen iOS como sistema operativo y nos sonaría extraño si dijéramos que hubo un móvil que también se llamaba iPhone y que tenía Android. Pues sí, en el año 2012 una empresa brasileña, Gradiente, lanzó este móvil y registró la marca que ahora se conoce de Apple seis años antes que esta. El caso, con una extensa investigación a lo largo de los años, sigue aún en disputa judicial.

Steve Jobs, empresario estadounidense y fundador de Apple Inc., sacó a la luz su producto estrella, iPhone, en enero de 2007, hace quince años. A los pocos meses de ver por primera vez cómo sería un iPhone, este se empezó a vender en un grupo de países seleccionados. Pero antes de producirse su venta, la empresa se tuvo que asegurar de la exclusividad de su nombre en los registros de marcas y patentes. En ese momento empezaron las sorpresas. 

La primera de ellas fue que Apple tuvo que enfrentarse con Cisco, una compañía que ya había registrado los nombres 'iPhone' e 'iOS', comenzando una disputa legal por quien tendría derecho a usar los nombres. Poco tiempo después y según el libro de Apple, se entendió que Cisco no defendió como debió los derechos de propiedad intelectual y por lo tanto dejó vía libre a Apple. 

Gradientez

Primer Gradiente Iphone. 

Años más tarde el problema paso al nombre de 'iPad' por el que Steve Jobs tuvo que entrar en disputa con Fujitsu en Estados Unidos y con otra compañía en Taiwán. Pero la mayor confusión de nombres y disputa tuvo lugar en Brasil, con la compañía Gradiente, de electrónica. 

Gradiente, antes de entrar en disputa con Apple, ya entró con TCE, que intentaba registrar también esta marca. Pero en 2006, TCE desistió en el registro y pasó a manos de la empresa de electrónica brasileña. En el 2008 recibió el registro de la marca iPhone según el Instituto Nacional de Propiedad Industrial de Brasil

A la misma vez, en 2008, Apple llevaba dos años intentando registrar la marca, pero esto resultaba complicado porque tenía que competir con Gradiente que, aunque no hizo uso de su marca hasta ese año, ya llevaba seis años registrada

Aun así, el golpe duro de Apple no fue enterarse de eso, sino el lanzamiento, en 2012, de un iPhone con Android como sistema operativo. Su precio de lanzamiento era muy inferior a lo que costaría años después un iPhone de Apple, pero en Brasil era carísimo, tenía un 46% de impuestos y las especificaciones técnicas que ofrecían eran básicas. 

La disputa entre Apple y Gradiente continúa actualmente y ha dado muchos giros. El Instituto Nacional de Propiedad Industrial de Brasil al principio se puso de parte de Gradiente y denegó a Apple el nombre de iPhone en Brasil, pero a los pocos meses sucedió a la inversa y los derechos pasaron a Apple. 

SegundogradienteSegundo Gradiente iphone 

Finalmente llegó la decisión del Tribunal Regional Federal de Brasil, que determinó que tanto Apple como Gradiente pueden compartir la marca pero con ciertas restricciones y condiciones: Apple puede usar siempre iPhone pero Gradiente solo lo puede utilizar para su 'Gradiente iPhone'. La resolución, que favorece en parte a la compañía de Steve Jobs, está aún en apelación tras la negativa de Gradiente, por lo que a día de hoy no está resuelta. 

El juicio no tiene fecha, pero tras el éxito que Apple ha ido mostrando a lo largo de los años, la decisión se puede deducir, teniendo como premisa que ya en el Tribunal de Brasil el fiscal falló a favor de la 'manzana' 

Especificaciones técnicas de 'Gradiente iphone' 

Gradiente llegó a lanzar hasta dos 'iphone', eran móviles pequeños con 12 x 6 centímetros, un procesador a 700 MHz, 2 GB de almacenamiento y 384 MB de RAM y costaba unos 130 euros. Este modelo estaba muy por debajo de los móviles de aquella época, en general era un móvil que si no hubiera sido por la disputa generada a raíz de su nombre, nadie lo conocería. A los años, una segunda generación del gradiente iphone, con mejores prestaciones, 13 megapíxeles, conectividad 3G+, 5 pulgadas, batería de 1.900 mAh... y con un precio de 233 euros

Y esos dos modelos fueron los únicos que Gradiente sacó al mercado con el polémico nombre. La disputa continúa pero en cuanto a prestaciones, exclusividad y éxito, Apple gana en todos los sentidos, a menos que de un giro drástico, nunca veremos un iPhone con Android.

Fuente: El Cierre Digital